Lentes Intraoculares Monofocales

¿A quién van dirigidas?

Las lentes monofocales son ideales para pacientes que necesiten una visión perfecta para lejos ya que, corrigiendo ambos ojos para una misma distancia se consigue una visión en tres dimensiones ideal y una muy buena agudeza visual. Sin embargo, se requerirá la utilización de gafas para la visión de cerca. Algunos pacientes que eligen las lentes monofocales deciden establecer un ojo para ver de lejos y otro ojo para ver de cerca. A esta técnica se le denomina “monovisión”. El cerebro se adapta y sintetiza la información de ambos ojos para proporcionar la visión a todas las distancias, incluida la intermedia. En general, esta técnica reduce la necesidad de utilizar gafas de lectura. Las personas que utilizan ordenador en su día a día pueden encontrar esta solución especialmente útil.

¿Cómo funcionan las lentes monofocales?

Las lentes intraoculares monofocales han sido durante muchas décadas las más utilizadas. Sin embargo, hoy en día es la solución óptica para cataratas más sencilla que existe en el mercado. Están diseñadas para corregir la visión en un punto concreto del espacio: lejos, intermedio o cerca. Cuando los rayos de luz entran en el sistema óptico de una lente monofocal, la luz que sale converge en un único punto de enfoque en la retina. Si se realizan los cálculos para objetos lejanos, la lente intraocular tan sólo permitirá enfocar dichos objetos. En cambio, si lo que se quiere es enfocar objetos cercanos, hay que incrementar la potencia de la lente. La luz no puede ser enfocada en ambas distancias al mismo tiempo con una lente monofocal. La mayoría de los pacientes que elijen este tipo de lente  optan por tener una buena visión para lejos y ayudarse de unas gafas de lectura para obtener una visión correcta de cerca.

Varias Lentes Intraoculares Monofocales

Imagen de varias lentes Intraoculares Monofocales (https://www.iohoyos.com) 

¿Cuáles son las ventajas y las desventajas  de las lentes monofocales?

Una desventaja en la utilización de lentes esféricas es la aparición de la aberración esférica.  Debido a la óptica de la lente, los rayos que pasan cerca el eje óptico (llamados rayos paraxiales) enfocan más lejos que los rayos que pasan por la periferia de la lente. La calidad de la imagen de un ojo afectado por una aberración esférica depende de la iluminación de ambiente y del tamaño pupilar. Con luz escasa, la pupila se dilata y la calidad visual empeora. En cambio, en un mismo ojo, cuando hay más luz, la pupila se contrae y la visión mejora. Por ese motivo esta aberración se pone en evidencia sobre todo en condiciones nocturnas: las luces de las farolas o de los coches se ven mal e incluso la imagen puede llegar a verse borrosa. Además, hay que añadir que cuanto mayor sea la potencia de la lente intraocular, mayor será la aberración esférica total y consecuentemente peor será la calidad visual. Para evitar esta limitación visual, se utilizan lentes intraoculares asféricas que mejoran claramente los resultados visuales en condiciones nocturnas.

monofocales

EImagen de la aberración esférica que se forma en el ojo, cuando los rayos entran paralelos y no enfocan en un mismo foco 

Aberraciones en Lente Monofocal Esférica

Aberraciones en Lente Intraocular Monofocal Esférica                                      (https://www.alconcirugia.es)

Como ya se ha comentado anteriormente, otra desventaja es que con una lente monofocal tan sólo se puede corregir la refracción a una distancia concreta. Es posible que esta no sea la mejor opción para los pacientes que deseen no depender de las gafas. Los pacientes que consideren la opción de la monovisión pueden probarla en primer lugar con lentes de contacto antes de realizar la cirugía, para ver si son capaces de adaptarse o no a este tipo de visión. Hay un gran porcentaje de gente que se adapta, pero existe una minoría que acaba por no tolerarlo. Si se desea corregir la visión de lejos y de cerca al mismo tiempo sin recurrir a la monovisión, existen otras opciones como las lentes intraoculares acomodativas o las lentes multifocales.

¿De qué materiales están fabricadas las lentes intraoculares?

Para que las lentes intraoculares puedan ser introducidas dentro del ojo humano deben estar compuestas por un material biocompatible con las estructuras del globo ocular. En los últimos años se han utilizado diversos materiales para crear lentes intraoculares, aunque actualmente los que predominan son los de Polimetilmetacrilato (PMMA), silicona y materiales acrílicos blandos. El PMMA es un plástico rígido y tiene propiedades similares a las de los materiales acrílicos blandos o siliconas, pero existe una gran diferencia entre unas lentes y otras: el PMMA crea lentes duras y las lentes acrílicas o siliconas son flexibles. Esto es una gran ventaja en la cirugía de cataratas puesto que de esa manera se pueden introducir las lentes plegadas mediante microincisiones, para así poder desplegarlas directamente en el interior del ojo y colocarlas en la posición correcta. Esta técnica no requiere suturas, supone una recuperación más rápida y menos complicaciones. Gracias a la seguridad y eficacia de este material blando, en los últimos años este tipo de lentes intraoculares se han convertido en las más implantadas en los procedimientos de cataratas. Hay que tener en cuenta que estos materiales no sólo se utilizan en lentes monofocales, sino en prácticamente todos los diseños dentro de una misma casa comercial: tóricos, multifocales o acomodativos.




 
Pregúntenos sus dudas...Cuéntenos su caso.
Le responderá un cirujano oftalmólogo experto. (Verá la respuesta en respuestas del cirujano oftalmólogo).