Operación de Cataratas

La catarata viene dada por la pérdida de transparencia de la lente natural que tenemos dentro del ojo, el cristalino, que se va volviendo más grueso y menos flexible. Con la aparición y avance de la catarata el paciente nota una disminución de la agudeza visual que no puede ser corregida con gafas, tan sólo con cirugía.

¿CUÁNDO ES NECESARIA LA CIRUGÍA DE CATARATAS?

El desarrollo de la catarata puede ser muy lento. Si usted nota un empeoramiento de la visión que va progresando día a día, significa que la cirugía de catarata va a ser necesaria. El momento exacto de la cirugía puede variar dependiendo de cada paciente, ya que no hay una edad exacta para la cirugía, y la decisión es subjetiva. En principio, es mejor no esperar mucho tiempo para que la catarata no llegue a un estado avanzado, puesto que los problemas visuales suelen ser muy notables y hay más riesgo de complicaciones en la cirugía. Con la cirugía de cataratas se puede corregir al mismo tiempo la mayoría de defectos refractivos (miopía, hipermetropía, astigmatismo y presbicia) y por ese motivo muchos pacientes no quieren esperar mucho tiempo para tomar la decisión para disfrutar de una buena visión sin necesidad de utilizar gafas.

cirugia-cataratas

¿QUÉ TENGO QUE TENER EN CUENTA ANTES DE LA CIRUGÍA?

Para evitar inflamaciones se recomienda administrar el colirio antes de la cirugía. En ocasiones su cirujano o anestesista puede recomendar, que el colirio, le sea recetado por el médico de cabecera. Es importante prestar especial atención en este sentido para el día de la cirugía.

Hoy en día, gracias a la tecnología actual, una anestesia local es suficiente a la hora de realizar la cirugía de catarata. A pesar de ello, por seguridad y monitoreo, un anestesista está siempre presente. De ser necesario, también se puede administrar a los pacientes medicación para sedación. En general se realiza la cirugía en ayunas (también en caso de anestesia local). El anestesista le informará si debe tomar medicación el día de la cirugía.

EL DÍA DE LA CIRUGÍA

La sustitución del cristalino opacificado por una lente intraocular es hoy en día una intervención ambulatoria, rápida y sencilla. Durante la cirugía hay que vestir ropa de quirófano. Si el paciente no se ha dilatado la pupila en casa, recibirá gotas en la sala de operación. Se procederá también a la desinfección y aplicación de la anestesia.

Después de la cirugía el médico venda el ojo para protegerlo o usa un parche transparente. La intervención dura aproximadamente entre 15 y 20 minutos. Después de un corto descanso el paciente puede ir a casa. No olvide que no puede conducir y que necesita a alguien que le ayude a desplazarse.

El día después hay que controlar el ojo operado. Su oftalmólogo le informará sobre el tratamiento médico necesario tras la cirugía. Se recomienda:

  • No frotar ni apretar el ojo operado
  • Evitar los esfuerzos físicos
  • Hasta que el médico no se lo permita, no ir a la piscina ni sauna
  • No olvidar los controles médicos ni tomar la medicación recetada

TIPOS DE ANESTESIA

Normalmente es suficiente una anestesia local y en algunos casos se combina con una suave inyección tranquilizante. Una alternativa es una anestesia peribulbar para evitar el dolor e inmovilizar el ojo. Otra posibilidad puede ser también una anestesia general (normalmente en niños o personas intranquilas, nerviosas).

RIESGOS

Los riesgos de la cirugía de cataratas son escasos y se la califica como una intervención de riesgo mínimo. Su oftalmólogo va a informarle antes de la cirugía sobre los posibles riesgos como infección o hemorragia. En ninguna intervención se puede excluir cien por cien las posibles complicaciones. La cirugía de catarata es muy exitosa y más de 90% de los pacientes pueden notar la mejoría el después de la cirugía.

RESULTADOS

La visión empieza a recuperarse desde el primer día después de la cirugía, aunque la recuperación total suele alargarse unas semanas. El resultado final depende también del estado del resto del sistema visual, como por ejemplo la retina o el nervio óptico.

Puesto que hoy en día la cirugía de catarata tiene en cuenta la corrección del defecto refractivo del paciente (miopía, hipermetropía, astigmatismo), en un 90% de los casos se elimina la dependencia de gafas para lejos y tan sólo se necesita para algunas tareas. El grado de corrección de presbicia depende de la lente intraocular implantada. Si el paciente no elige una lente multifocal necesitará gafas para visión próxima en todas las actividades. En caso contrario, podrá prescindir de ellas o solo las necesitará en caso de tener que leer letras muy pequeñas o realizar trabajos muy concretos.

La recuperación completa tras la cirugía de catarata suele ser entre uno y dos meses, dónde se puede dar de alta al paciente y recetarle las gafas en caso de necesitarlas.

lente-cataratas

¿TÉCNICA DE LA CIRUGÍA DE CATARATAS?

El objetivo de una cirugía de cataratas es cambiar el cristalino opaco por una lente artificial transparente. El procedimiento es el siguiente:

  • Se mantienen los párpados separados gracias a un separador palpebral llamado blefarostato.
  • Se realizan las incisiones para poder introducir los instrumentos dentro del ojo. Las incisiones en las clínicas que tienen equipamiento de última generación y con la última tecnología disponible son muy pequeñas (entre 1,5 y 2,8 mm), esto hace que la cirugía sea menos invasiva.
  • Se inyecta viscoelástico, un material gelatinoso que ayuda a proteger el endotelio corneal de la instrumentación quirúrgica durante la cirugía.
  • Se realiza la capsulorexis, es decir, se abre la cápsula anterior del cristalino de forma manual con una instrumentación muy precisa, por la cual se extrae el núcleo opacificado.
  • Se inyecta un líquido para irrigar y separar de forma suave el cristalino de la cápsula y del cortex. Al separarse el córtex de la cápsula, el cirujano puede manejar de forma más fácil el núcleo del cristalino ya que puede hacerlo rotar para facilitar su posterior extracción.
  • Se fragmenta y se extrae el núcleo mediante la llamada facoemulsificación. Gracias al uso de ultrasonidos, se fragmenta el cristalino y a continuación, con el mismo instrumento, se aspiran dichos fragmentos.
  • Se inserta la lente intraocular gracias a un inyector especial que permite plegarla. Al introducirlo dentro del ojo, ésta se despliega en el saco capsular. No se necesitan suturas corneales si se han realizado microincisiones. Si las características oculares no permiten inyectar una lente plegable, las incisiones deben ser mayores y es entonces cuando se realizan suturas corneales.
imagen con pasos de la operación de cataratas

Pasos de la operación de cataratas (alconcirugia.es)

Hoy en día hay muchas posibilidades distintas para elegir la lente intraocular, por eso hay que estar muy bien informado sobre todas las opciones de lentes disponibles. La selección del tipo de lente influye mucho en la calidad de la visión después de la cirugía. Gracias a las últimas tecnologías como el FemtoFaco (operación de cataratas con laser), la sutura no es necesaria debido a la pequeña dimensión de la incisión que se realiza en el ojo.

Vea clínicas especializadas en: Operación de Cataratas